jueves, 17 de enero de 2013

La subsecretaria Lía Limón se negó a recibir a familiares de desaparecidos

 
 
Emir Olivares y Fabiola Martínez

La subsecretaria de Asuntos Jurídicos y Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (SG), Lía Limón, se negó a recibir a familiares de personas desaparecidas debido a que el mediodía de ayer éstos realizaron una conferencia de prensa a las puertas de la dependencia en la que denunciaron que les cancelaron una reunión con el encargado de la política interior, Miguel Ángel Osorio Chong, aun cuando el presidente Enrique Peña Nieto prometió ese encuentro.
Uno de nuestros compañeros acaba de recibir una llamada de parte de la oficina de la licenciada Lía Limón, en la que nos informan que no nos va a recibir porque tuvimos la osadía de ejerder nuestro derecho a manifestarnos. Que como ya dimos la conferencia, ya no tiene necesidad de recibirnos. Antes (de la conferencia de prensa) nos pidieron que nos entrevistáramos con ella, que nos calmáramos, que no hiciéramos mitote. Pero los derechos no se negocian; nosotros sólo queremos expresar nuestra postura, nuestra indignación y nuestras propuestas, afirmó Blanca Martínez, del Centro de Derechos Humanos Fray Juan de Larios.

En la conferencia, integrantes de la organización Fuerzas Unidas por Nuestros Desaparecidos en México (Fundem), acompañados por otros organismos, señalaron que hace una semana, durante la presentación de la Ley General de Víctimas, en Los Pinos, el propio Peña Nieto empeñó su palabra para que fueran recibidos ayer por Osorio Chong. Sin embargo, una noche antes se les informó que el encuentro no podría realizarse, argumentando una agenda apretada.
Ante ello, convocaron a una conferencia de prensa frente a uno de los accesos del Palacio de Covián, donde lamentaron que al inicio de su gestión el gobierno federal esté cerrando la puerta al diálogo.
Horas después, la Secretaría de Gobernación distribuyó un comunicado en el que reiteró su disposición para mantener una interlocución con todos los grupos de víctimas y familiares de personas desaparecidas, a fin de trabajar conjuntamente en las investigaciones en curso y encontrar a los desaparecidos.
En el boletín, dado a conocer a las 17:30 horas, la dependencia enfatizó que prueba de ello fue la reunión del viernes pasado que, por instrucciones de Peña Nieto, sostuvo Osorio Chong con diversos grupos organizados de familiares en esa condición.
Ahí, el encargado de la política interna del país sostuvo que se atenderá a todos los grupos de familiares de desaparecidos, con el propósito de trabajar conjuntamente en las investigaciones en curso. La dependencia federal agregó que trabaja en el seguimiento de los acuerdos tomados en esa reunión, entre los que están establecer contacto con las instancias estatales correspondientes para complementar el padrón de personas desaparecidas.
Pero horas antes, los miembros de Fundem expresaron que en el encuentro del pasado 11 de enero no se llegó a nada, no hubo acuerdos ni compromisos. Aceptaron que en ese espacio el funcionario dijo que durante su gestión no habría necesidad de hacer huelgas de hambre para tener acceso a Bucareli y se comprometió a que su agrupación sería recibida por el Ejecutivo federal para que le diera a conocer los avances y propuestas que en tres años de trabajo han desarrollado en torno al tema.
Las agendas no pueden estar apretadas para las víctimas
Nuestra intención de contactar a la nueva administración es para presentar nuestras propuestas para una atención integral y estructural del problema de las desapariciones forzadas a partir de lo vivido por las familias. Pareciera que el Presidente falta a su palabra o que el secretario ha olvidado su compromiso de atender a las víctimas, dijeron.
Pidieron que el gobierno establezca una fiscalía o subprocuraduría encargada de las investigaciones para hallar a sus familiares y apuntaron que la agenda nacional no puede estar apretada para las víctimas de la guerra contra el narcotráfico emprendida por Felipe Calderón.
Lamentamos el bajo nivel de atención, la insensibilidad, la falta de palabra empeñada y hasta la irresponsabilidad de negarle audiencia a las familias organizadas, quienes nos trasladamos al Distrito Federal (la mayoría proviene de Coahuila y otros de Centroamérica).
En nombre de Fundem, Yolanda Morán, Arlett Tangel y Diana Iris García demandaron un trato respetuoso y responsable por parte de las autoridades federales, y confiaron en que los discursos y la voluntad se transformen en hechos para encontrar a los desaparecidos.

Fuente La Jornada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.