sábado, 29 de junio de 2013

Exgobernador de Aguascalientes utilizó al Necaxa en lavado de dinero: PGR



MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Una investigación de la Procuraduría General de la República (PGR) revela que el exgobernador de Aguascalientes, Luis Armando Reynoso Femat y su hijo Luis Armando Reynoso López usaron al equipo de futbol Rayos del Necaxa para “lavar” recursos millonarios.
Según Reforma, la dependencia federal y las autoridades de Hacienda investigan el presunto enriquecimiento ilícito y lavado de dinero del exgobernador y su hijo a través del Patronato de Fomento al Futbol de Aguascalientes (PFFA), que operaba el funcionamiento del equipo de futbol de la liga de ascenso.

La investigación indica que el gobierno de Reynoso Femat transfirió cantidades millonarias al patronato para pagar el funcionamiento de los Rayos.
En las irregularidades están implicados exfuncionarios estatales que junto con el exgobernador adquirieron, con recursos públicos y de manera irregular, las cartas de jugadores por las que luego cobraban al Necaxa montos millonarios que no se detallan en la investigación de la PGR.
La información del diario señala que entre los exfuncionarios involucrados están Marco Antonio de Alba, exdirector del Patronato de Fomento al Futbol de Aguascalientes, y Luis Fernando Loperena González, exdirector del estadio Victoria, casa de los Rayos, equipo cuyo dueño era el gobierno de Aguascalientes.
Además, se detectaron faltantes de recursos y condonación de deuda por montos prestados por el gobierno estatal al PFFA. Según registros, en 2008 el Fideicomiso de Inversión y Administración para el Desarrollo Económico del Estado (FIADE) destinó 98 millones de pesos al patronato deportivo, que en ese entonces dirigía Marco Antonio de Alba.
El préstamo debió ser liquidado por el patronato deportivo en 2010, pero se encontró un adeudo de 19 millones de pesos.
En 2011, la cuenta pública del estado detectó irregularidades en el manejo y recuperación de dichos recursos y advirtió que el patronato pretendía liquidar su adeudo con el gobierno estatal entregando palcos y locales comerciales del estadio Victoria, cuyo director era Loperena González, identificado como uno de los prestanombres de Reynoso Femat.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.