lunes, 26 de agosto de 2013

Dinero : Tumban dos negocios a Romero Deschamps / Los futuros jeques del petróleo mexicano

Enrique Galván Ochoa
 
Desde hace mucho tiempo la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas) ha venido denunciando que las pipas de gasolina y diésel que recibe de Pemex vienen ‘‘ordeñadas’’ hasta con 20 por ciento de su volumen. Sus protestas han sido inútiles, porque el reparto lo hace exclusivamente la paraestatal con personal únicamente del sindicato de Romero Deschamps. Si un gasolinero quiere ir a recoger el combustible con su propia pipa, aunque ya lo pagó, no se lo entregan. La Comisión Federal de Competencia tomó la decisión de acabar con ese monopolio y además le impuso a la división de Refinación de Pemex una multa de 653 millones 200 mil pesos. Consideró que abusa de su poder en el mercado. ‘‘El propio contrato de venta que celebra con todas las gasolineras admite que el traslado está fuera de la exclusividad constitucional, al prever como opciones el traslado por terceros autorizados o por la propia estación de servicio, siempre que cumplan con las reglas de seguridad para tal efecto’’, dice. Será interesante conocer la reacción de la petrolera. Pagar tamaña multa no le hará gracia a Emilio Lozoya. Pero si se inconforma y solicita su reconsideración a la propia comisión, estaría actuando en dirección opuesta a lo que propone el presidente Peña Nieto: la apertura del negocio a las empresas privadas, aun en la distribución del combustible. Por otro lado, Romero Deschamps mostró su fuerza: consiguió dividir la votación de los comisionados del órgano antimonopolios: en favor de la multa votaron Rodrigo Morales Elcoro, Miguel Flores Bernés y Eduardo Pérez Motta. Y defendieron a Pemex y al líder de su sindicato, Cristina Massa y Luis Alberto Ibarra Pardo. Ya se van, pronto serán sustituidos por otros comisionados. Por lo pronto, Romero Deschamps perdió dos negocios: el transporte y la ‘‘ordeña’’.
Nuestros futuros jeques
Corre la anécdota de que Salinas de Gortari, en la orgía privatizadora de su sexenio, reunió a un grupo de sus amigos casabolseros y les dijo: ‘‘Hagan fila, muchachos, porque hoy reparto los bancos’’. Eran casabolseros, no banqueros y no pudieron con el paquete; tuvieron que ser rescatados y el final de la historia es harto conocido: ahora los bancos son propiedad de extranjeros. Parece que el ‘‘hagan fila, muchachos’’ está repitiéndose con el petróleo. Aun antes de que la reforma constitucional sea aprobada, cuando menos hay una docena de empresas y empresarios con las manos metidas en el oro negro. Entre las compañías sobresalen Shell, Exxon, Halliburton y Chevron. Y entre los empresarios anoten a los siguientes: Armando Garza Sada, Lorenzo González Bosco, Antonio y Adolfo del Valle, Ramiro Garza Cantú, Federico Martínez, Adrián Garza-Pons, Bernardo Quintana. Mención especial merece Carlos Ruiz Sacristán. Fue secretario de Comunicaciones con Zedillo, y estuvo a cargo del rescate millonario de las autopistas. Y, por último, más no al último, Carlos Slim. Son los futuros –algunos ya lo son– jeques del gobierno de Peña Nieto.
Lo corren por cachondo
El alcalde de San Diego –ciudad vecina a Tijuana– no tiene un hijo pequeño fuera de matrimonio cuya madre lo persiga en Twitter. Tampoco retiene a los hijos de una ex esposa valiéndose de la influencia de la encumbrada familia, ni ha metido a la cárcel a una ex pareja por un conflicto de pensión y custodia. Comparativamente es un ‘‘buen chico’’. Sin embargo, Bob Filner, a sus 70 años no sabe comportarse con las mujeres: ojo alegre, agarralón, de esos que a la hora de dar un abrazo deslizan la mano por donde no deben. No le gustó a su vocera. Y a la denuncia de esta señora siguió la de una docena de mujeres más. Estalló el escándalo y fue obligado a tomar la decisión de renunciar a su cargo el sábado próximo. Una encuesta mostró que los ciudadanos ya no lo quieren al frente del gobierno de la ciudad. Y eso fue suficiente.
e@Vox Populi
Asunto: retrasa pagos el FCE
Formo parte de un grupo de correctores freelance, colaboradores del Fondo de Cultura Económica (FCE) que padecen la restricción del gasto público (¿o qué pasa, jineteo?), pues han transcurrido varios meses sin que se nos pague nuestro trabajo, con las consecuencias lógicas: la comida escasea, no hay dinero para pasajes y un largo etcétera. Según el gobierno, se ha ejercido 98 por ciento del presupuesto en el primer semestre, pero ¿dónde está la lana? En esta desaceleración provocada los perjudicados somos, como siempre, los jodidos. Señor Carreño Carlón: ¡páguenos!
G. C. /Distrito Federal
R: Págales, Pepe. Acuérdate de los días cuando eras estudihambre de la Facultad de Derecho.
Twitter
Me informan que los #diputados dejan el Centro Banamex para sesionar en el Foro 3 de Televisa San Ángel.
Israel G. @Win_rider19
Escuchar a Osorio Chong decir que ‘‘la paciencia tiene un límite’’, en relación con los maestros, me recordó a Díaz Ordaz días antes del 2 de octubre.
@joseolguin_
Guardias comunitarias, Pemex, Cassez, Raúl Salinas, errores ortográficos. Este gobierno requiere ser evaluado por la CNTE.

Fuente La Jornada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.