jueves, 5 de septiembre de 2013

Dan 20 años de cárcel al hermano de “El Z-40″, en EU



MEXICO, D.F. (apro).- José Treviño Morales –hermano de quien fuera líder de la organización criminal Los Zetas, Miguel Ángel, El Z-40– fue sentenciado hoy en una Corte Federal de Austin, Texas, a 20 años de prisión y a tres años de libertad condicional.
Una sentencia similar, impuesta por el juez Sam Sparck, recibió el empresario veracruzano Francisco Antonio Colorado.

José Treviño Morales fue declarado culpable en mayo pasado de conspirar para lavar parte de las cuantiosas utilidades que obtienen Los Zetas por el tráfico de drogas a través de la compra y competencia de caballos de carreras cuarto de milla.
Se trata de las primeras sentencias contra nueve acusados convictos de participar en la confabulación.
Además, a Colorado le serán confiscados bienes por 60 millones de dólares, entre los que se encuentran dos aviones y varias propiedades en Estados Unidos, mientras que a Treviño Morales, los bienes incautados podrían alcanzar los 100 millones de dólares.
A ambos se les acusa de lavado de dinero procedente del narcotráfico, especialmente de la organización delictiva de los Zetas.
Al juicio acudieron la mamá, hermana y un hijo de Treviño Morales, mientras que por Colorado su esposa y sus tres hijos.
Este dijo ayer que participó en la compra de caballos para Los Zetas luego de haber sido amenazado.
Por su parte, Treviño Morales pidió perdón a su familia y dijo que era un hombre honesto.
Otros dos coacusados en la conspiración, los entrenadores de caballos Fernando García y Eusavio Huitron, serán sentenciados en breve.
Según fuentes judiciales, cinco acusados más en el caso, incluyendo la esposa de José Treviño, Zulema Treviño, y su hija Alexandra Treviño, serán sentenciados este viernes 6.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.