miércoles, 12 de junio de 2013

Empresa mantenía como esclavos a 270 jornaleros en Jalisco

 Felipe Cobián

SAN GABRIEL, Jal. (apro).- Un total de 270 jornaleros, quienes eran explotados en campos de cultivo y vivían y trabajaban en condiciones infrahumanas, fueron rescatados el lunes anterior por autoridades federales y estatales.
Además, fueron detenidos cinco capataces presuntos integrantes de una red de trata que operaba en esta zona del sur de la entidad, mejor conocida como El Llano Grande –o Llano en llamas, como la bautizó Juan Rulfo.
Al dar a conocer hoy los hechos, la Fiscalía Central de Jalisco informó que la empresa Bioparques de Occidente S.A. de C.V. había contratado a jornaleros de varios estados, entre otros de Veracruz, Guerrero, Hidalgo y San Luis Potosí, a quienes ofreció un buen sueldo, pero que al momento del pago sólo entregaba la mitad de lo prometido, con retraso y, en ocasiones, únicamente su equivalente en vales de despensa.
Se trata de uno de los primeros y más grandes invernaderos que se establecieron en este municipio, el cual incluso cuenta con pista aérea de unos 2.5 kilómetros de longitud.

Según la fiscalía, se enteró de la irregular situación luego de que uno de los trabajadores, a quienes retenían en una especie de “barracas de concentración”, logró huir y llegar hasta Guadalajara, en donde dio parte a las autoridades.
El jueves 6, el trabajador que acudió ante la fiscalía informó de lo que acontecía en esta región del sur de Jalisco.
“Se hizo una investigación y entonces se encontró con que había graves violaciones a los derechos humanos y delitos, entre ellos, privación ilegal de la libertad y trata”, explicó el fiscal regional Salvador González de los Santos.
En esta parte de la entidad operan, con base en invernaderos, varias empresas agroindustriales, entre ellas varias de Sinaloa y algunas extranjeras.
De acuerdo con la declaración de los afectados, al contratarlos les ofrecieron un pago diario de 100 pesos, además de comida y un espacio dónde vivir.
Sin embargo, los patrones sólo pagaban 50 ó 70 pesos al día y los tenían hacinados en cuartos de cuatro metros por cuatro. En el establecimiento se detectó a unas 15 familias y 39 adolescentes.
Desde hacía tiempo varios jornaleros trataron de escapar del lugar, pero eran regresados al invernadero a golpes.
Otros trabajadores que ya había cumplido su contrato también trataron de salir o de huir, pero fueron retenidos por la fuerza, confirmó la Fiscalía Central de Jalisco.
Por lo pronto, la dependencia aseguró que ya investiga quiénes son los dueños de Bioparques de Occidente S.A. de C.V. para que enfrenten las acusaciones.
Lo único que saben hasta ahora las autoridades es que se trata de una empresa de origen extranjero que se dedica, primordialmente, al cultivo de jitomate.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.