miércoles, 12 de junio de 2013

Movimiento por la Paz exige a Mancera frenar crisis de seguridad en el DF

José Gil Olmos

MÉXICO, D.F. (apro).- El Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad (MPJD) manifestó su preocupación al jefe del Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, por la escalada de violencia que vive la capital, así como por las recientes desapariciones de 12 jóvenes del barrio de Tepito y de otros cinco en la colonia 18 de Marzo.
En una carta, el movimiento de víctimas de la guerra contra el narcotráfico también expresa su alarma por la política de represión y criminalización de la protesta social en esta y en la anterior administración capitalina.
Frente a la situación, el MPJD condena la violación de los derechos humanos en los operativos policiacos y demanda la liberación de los 22 manifestantes detenidos arbitrariamente.
En su texto, señala que desde el pasado 1 de diciembre, durante la ceremonia de toma de posesión de Enrique Peña Nieto, hubo una serie de actos y detenciones arbitrarias por parte de los policías, quienes incurrieron en múltiples violaciones a los derechos humanos durante el operativo de aquel día.
Advierten que esto mismo ocurrió el pasado 10 de junio, durante la manifestación para conmemorar los 42 años de la masacre del Jueves de Corpus.

“Nos hemos enterado, por ejemplo, de las detenciones arbitrarias de Sergio Méndez Moissen (académico de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales-UNAM) y de otros compañeros suyos cuando, de manera pacífica, se retiraban de la manifestación. También conocemos el caso de Martín Arancibia, quien además de haber sido detenido de forma irregular se le ha negado la atención médica especial que requiere, situación que ya ha sido informada a la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal”, indica el movimiento.
La organización sostiene que frente a la violencia generalizada que se vive en el país, producto de la estrategia errónea para combatir al crimen organizado, lo que esperaríamos de un jefe de Gobierno apoyado por las fuerzas progresistas es que sus acciones contribuyeran a reconstruir el tejido social, no que criminalice la protesta social, estigmatice a las juventudes y reprima las movilizaciones mediante el “Protocolo para la contención de multitudes”.
Ante esta situación, el movimiento ciudadano manifiesta su condena absoluta a estas violaciones sistemáticas a los derechos humanos, exige la liberación inmediata de todas las personas indebidamente encarceladas y que se investigue a la brevedad la posible presencia de provocadores que infiltran las manifestaciones.
“No creemos que estos fenómenos se traten solamente de campañas mediáticas y le recordamos que usted es el responsable de garantizar seguridad, justicia y el respeto a todos y cada uno de los derechos humanos”, expresa el MPJD en su misiva.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.