viernes, 19 de julio de 2013

Peña a “Le Fígaro”: la narcoviolencia va a la baja



MÉXICO, D.F. (apro).- El presidente Enrique Peña Nieto afirmó que en los primeros siete meses de su gobierno se ha observado “una baja gradual de la violencia” en México, aunque admitió que aún “queda mucho camino por recorrer”.
En entrevista con el diario Le Fígaro, el mexiquense advirtió que continuará luchando contra la violencia y el narcotráfico, aunque el medio más eficaz para combatir esa violencia, dijo, es dar a los mexicanos nuevas oportunidades.
“Nuestra estrategia es clara: continuaremos luchando contra esos 140 criminales identificados, de manera selectiva, pero el medio más eficaz para luchar contra la violencia es dar a los mexicanos una oportunidad para triunfar, devolverles la confianza en el futuro”, subrayó.

Luego de señalar que el crecimiento económico ha sido insuficiente en los últimos años, Peña Nieto dijo al rotativo francés que ello ha dado como resultado que un gran número de mexicanos caigan “en la ilegalidad, usados como carne de cañón por el crimen organizado. Ahí es donde hay que actuar”, comentó.
Sobre la reciente detención del líder de Los Zetas, Miguel Ángel Treviño Morales, conocido como El Z-40, el Ejecutivo estimó que “es una muy buena noticia”, pese a que “según algunos expertos (…) cuando un capo cae, se le sustituye inmediatamente por otro, a veces por dos”.
En ese sentido, resaltó que “entre 2006 y 2012 el número de cárteles se multiplicó por dos y hubo que lamentar la pérdida de más de 70 mil víctimas” en México.
De acuerdo con Peña Nieto, el problema que México vive actualmente es el de “un consumo creciente de droga y de los grupos criminales ultra-sofisticados”.
Subrayó:
“Este es un problema que no existía antes, y de ahí nace la necesidad de modernizar nuestra política y nuestras técnicas para combatirlo”.
Detalló que su gobierno desea concentrarse en “la prevención” del crimen mediante diversos medios, entre ellos, apuntó, la mejora de la educación, la construcción de infraestructuras deportivas, el refuerzo de la comunicación entre el Estado federal y las entidades, el refuerzo de las instituciones y una reorganización de la Policía Federal y de la Secretaría de Gobernación.
En la entrevista con Le Fígaro, Peña Nieto habló brevemente del caso Florence Cassez –que tensó las relaciones México-Francia–, del que dijo “fue una lección al recordar a México que cualquier sospechoso tiene derecho a un juicio justo y al respeto de sus derechos fundamentales”.
La ciudadana francesa, detenida desde 2005 en México, acusada de secuestro, fue liberada en enero pasado, luego de que la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación consideró que fueron violados sus derechos fundamentales.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.