jueves, 22 de agosto de 2013

Policía Comunitaria de Olinalá marcha para exigir liberación de su líder



Ezequiel Flores Contreras

CHILPANCINGO. Gro., (proceso.com.mx).- Integrantes de la Policía Comunitaria marchan armados del poblado de Tixtla a esta capital para exigir la liberación de la coordinadora del grupo de autodefensa del municipio de Olinalá, Nestora Salgado García, detenida ayer por elementos de la Marina y el Ejército.

Salgado García fue detenida durante una insólita operación policiaco-militar donde también fue arrestada una veintena de guardias comunitarios.
El gobierno de Ángel Aguirre Rivero acusó, a través de la Procuraduría General de Justicia del estado, a Nestora Salgado de secuestrar al síndico priista de Olinalá, Armando Patrón Jiménez, quien fue detenido junto a dos de sus colaboradores el pasado jueves 15 de agosto en la región de la Montaña, acusado por la guardia comunitaria de proteger a bandas de abigeato que operan en esa zona.
Por ello, la procuraduría integró una averiguación previa en contra del grupo de autodefensa de Olinalá y solicitó una orden de aprehensión en contra de Salgado García que fue librada por la jueza segundo de primera instancia, Amelia Gama, y ejecutada ayer por militares.
De manera paralela, cerca de 500 soldados y marinos irrumpieron en la comunidad de El Paraíso, municipio de Ayutla de los Libres, en la región de Costa Chica, donde liberaron a una treintena de personas que estaba retenida por una facción de la organización armada denominada Policía Comunitaria – Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (PC-CRAC), entre ellos el síndico priísta de Olinalá y sus colaboradores.
En la misma operación castrense fueron detenidos una veintena de integrantes de la PC-CRAC de El Paraíso, informó el promotor de este grupo de autodefensa en la región Centro, Gonzalo Molina.
En respuesta al operativo castrense en contra de los integrantes de la PC-CRAC, una centena de guardias comunitarios y normalistas de Ayotzinapa bloqueó durante casi tres horas, de las 19:00 horas a las 21:40 de ayer, la carretera que conecta la región Centro con la Montaña a la altura del municipio de Tixtla y luego se replegó para organizar un plan de acción.
Por ello, los inconformes esta mañana anunciaron una marcha que partirá de la ciudad de Tixtla a la capital guerrerense con el propósito de exigir la liberación de la dirigente del grupo de autodefensa de Olinalá, Nestora Salgado y la veintena de guardias comunitarios del poblado de El Paraíso.
Hasta el momento se desconoce el lugar donde se encuentra los integrantes de la PC-CRAC detenidos ayer por marinos y soldados, aunque trascendió que podrían estar en la sede de la Procuraduría estatal, al sur de esta capital, donde la autoridad ministerial deberá consignarlos ante el juez que los reclama.

Fuente Proceso

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes dejar tus comentarios en cualquier momento, solo trata de poner buenos argumentos y sobre todo trata de evitar el uso de palabras altisonantes, este blog es de ustedes.
Saludos.